Primeras comuniones en Guadalupe

|


¿Quién no recuerda su primera comunión?O quizás, ¿Quién ha vuelto a tomar la comunión desde aquel día?

Mi participación un año más en la ceremonia de las Primeras Comuniones en la Parroquia de Guadalupe, no como padre de un niño o niña, sino como cantante y guitarrista, junto a Mónica García, siempre me hace rememorar esta singular fecha y también reflexionar sobre cómo ha evolucionado este sacramento en la Iglesia, especialmente en la vivencia e implicación, ya no solo de los pequeños, que también, sino más bien de sus padres, que parecen no asumir el verdadero sentido de este sacramento, y más bien parece que se aprovechan de él para celebrar algo, no se sabe muy bien qué, con la familia, con los amigos, con la gente allegada.

Todo, al menos desde detrás del micrófono y el atril, tras la partitura, parece en muchos casos tratarse de un teatro, de una farsa, de una actuación singular. Evidentemente, se trata de una opinión muy personal, y de una percepción muy subjetiva, donde muy pocos argumentos me animan a pensar lo contrario, máxime cuando en los pueblos "nos conocemos todos", sabemos de que pie cojeamos cada uno y todo eso. Aunque no seré yo, quien juzgue en el interior de cada persona, en el sentimiento que cada cual tenga en cada momento de su vida, y mucho menos pretenda influir o generar la discordia entre la comunidad religiosa.

A pesar de todo, ese distanciamiento que parece existe entre la iglesia y la ciudadanía, se observa y se acusa más en los pequeños lugares, en los pueblos en los que quienes ya tenemos algunos añitos, no muchos, hemos sido testigos directos de la metamorfosis y del momento actual en el que vivimos. Además de la Comunión, el propio Matrimonio, o la Confirmación, también son momentos en los que parece haberse desvirtuado profundamente lo que se nos recuerda en los dogmas católicos y que antaño se vivenciaba con fervor.

Para concretar, y no distorsionar demasiado el discurso, simplemente advertir que esto no es lo que era, que posiblemente jamás vuelva a ser lo que fue y que, sin entrar en las causas que así lo evidencian, las primeras comuniones han perdido mucha credibilidad.

0 comentarios :