La educación que se nos avecina


Hoy hemos recogido el primer lote de libros de texto de nuestros hijos. Uno para el pequeño que se incorpora este año al cole y otro para el mayor que empieza tercero de Primaria. Ciertamente, en casa nos sentimos privilegiados de poder acometer esta inversión por la educación de nuestros pequeños, aunque no sin poco esfuerzo, y por supuesto sin ningún tipo de ayuda, aunque el banco de libros del colegio de Guadalupe nos ha permitido contar con algunos ejemplares lo cual agradecemos enormemente.

Lo lamentable es que dada la situación económica y la puesta en marcha de las políticas asfixiantes y de recortes que la derecha está llevando a cabo, en muchos campos y también en la educación, va a provocar que "un tercio de las familias españolas no tendrá dinero para libros y para material escolar", tal y como advierte la Confederación de Padres de Alumnos (CEAPA). Pero además, a eso se añadirá a buen seguro que haya jóvenes que no puedan desplazarse a los institutos y centros de formación porque no puedan hacer frente a la cuota mensual de transporte, como ya parece suceder con los alumnos que deben realizar exámenes de septiembre. Con todo esto, y con otros acontecimientos que irán surgiendo en semanas como la reducción de actividades formativas complementarias, el incremento de horas lectivas, el mayor número de alumnos por aula, el cierre de colegios e institutos que "no sean rentables", etcétera... estaremos asistiendo al mayor declive del sistema educativo en toda la historia de la democracia de este país, volviendo a épocas anteriores en las que sólo unos pocos podían acceder a determinados privilegios educativos.

Como padre y como ciudadano progresista no puedo dejar de denunciar este hecho que atenta contra algunos de los derechos constitucionales recogidos en la carta magna y que lesiona el estado de bienestar logrado con tanto esfuerzo. Si la economía y el presupuesto con la excusa, empiecen a prescindir de otros gastos, como por ejemplo de apoyar a unos premios, "Los Ceres", que supondrán al gobierno de Extremadura una cantidad de 836.000 euros, que se dice pronto.

Esta es la educación que se avecina y los nuevos tiempos que nos tocarán vivir si no ponemos remedio con los mecanismos que la democracia establece y con toda nuestra energía.

0 comentarios :