El valor de nuestro Geoparque

Agotado, gratamente sorprendido y enormemente optimista, después de haber disfrutado de una jornada de campo, en el corazón del Geoparque de Villuercas Ibores Jara. Hoy he tenido la suerte y el privilegio de compartir viaje con alcaldes/as y concejales/as de alguno de los pueblos de esta comarca, con representantes de asociaciones, con el compañero de APRODERVI Javier López, y con otras personas, como Juan Gil, Miguel Urbina o José María Barrera, en el marco de la III Semana Europea del Geoparque. Hemos compartido una jornada de sensibilización y de valorización con gente de la casa, de personas del territorio que por diversos motivos nunca han tenido ni la tentación ni la oportunidad de conocer las joyas geológicas de este territorio, y mucho menos de profundizar es aspectos relacionados con la geomorfología o el medio físico que conforman la serranía de este único geoparque extremeño, y uno de los siete que existen en la Península Ibérica.

Aunque personalmente, y gracias a mi aprendizaje de Pedro Antonio Blanco y Javier López, conozco bien el sistema geológico y la conformación de este relieve "apalachense", tengo que confesar que muchas de las personas que vivimos en Las Villuercas - con carácter general "no sabemos lo que tenemos" o si lo sabemos no lo apreciamos, lo valoramos o lo comprendemos como lo que en estos momentos es y puede llegar a ser este reconocimiento internacional que llevamos colgado desde poco más de 9 meses y que estoy seguro será el motor del desarrollo rural de esta comarca y el proyecto más dinamizador e integrador del territorio. Nos jugamos mucho en esto, y debemos -cada cual desde su puesto de responsabilidad, social, personal o profesional- pelear con uñas y dientes por el presente y el futuro de nuestra tierra, y sobre todo preservar unos valores que nos han hecho ser auténticos, genuinos y sobre todo, excepcionales.

Por mi parte no va a quedar y en ello, trabajaré con mayor empeño si cabe. Nadie de esta comarca puede quedarse en el andén ante el paso de este tren de alta velocidad que nos conduce hacia un futuro esperanzador, prometedor y sobre todo sostenible, para orgullo y disfrute de las futuras generaciones de villuerquinos.

0 comentarios :