Pelea por lo que más quieras

|

Esta noche comienza la verdadera campaña electoral para los comicios generales del próximo 20 de noviembre. Realmente, ya llevamos mucho tiempo en precampaña y eso a veces, nos dota de mucha energía en esta última recta final, especialmente para quienes sentimos la política muy cerca y quienes pensamos que esta sirve para ayudar a la gente, especialmente en momentos complicados. Nos jugamos mucho en estas elecciones, posiblemente por el contexto y los acontecimientos, pero especialmente por la realidad que nos ha tocado vivir, donde la economía manda por encima de la política y donde todo parece indicar que se avecinan tiempos muy complicados, aunque no por ello imposibles.

Creo que no es momento de dejarse llevar por algunas milongas electorales, ni siquiera de dejarnos cautivar con algunas golosionas, que abusando del contexto al que me refería anteriormente -y sobre todo, de la situación dramática que están viviendo miles de familias, especialmente por el paro- pudieran adormecer nuestras inquietudes y camelarnos los ánimos. No olvidemos que desde la victoria de la derecha en los comicios generales y autonómcios han empezado a aflorar políticas de recortes, especialmente en la educación y en la sanidad, y en otros sitios como Extremadura, han preferido guardarse la jugada hasta pasadas las elecciones no aprobando (como se establece en el Estatuto) antes del 15 de octubre el correspondiente documento que nos indique dónde se pretende invertir, o mejor dicho recortar.

Es importante que cada cual analice lo que considere oportuno, pero también hemos de ser conscientes de que a pesar de los errores y de los tropiezos, el PSOE ha gobernado con responsabilidad y con determinación, aún a sabiendas de que en momentos concretos ha puesto en marcha medidas impopulares, siempre pensando en el interés general. Temo como muchos el comienzo de una época de retroceso social, de recortes y de excesiva austeridad que pudiera traducirse en la pérdida de algunos derechos con los que hoy nos sentimos plenamente integrados.

Por todo ello, me sumo plenamente al lema de campaña de mi partido y os animo a que al igual que yo peléis por aquello que más queréis, y una manera de hacerlo es votando el próximo día 20 de noviembre la mejor alternativa, el mejor programa, la opción más verosimil y realista que pueda abordar el futuro con garantías y sobre todo con coraje y valentía.

Al final, el pueblo soberano, siempre acertará.

0 comentarios :