A Guillermo Fernández Vara

|


Querido amigo Guillermo:

Hoy no tenía muy claro de que escribir en este espacio y he decidido dedicarte unas palabras.

Esta mañana camino de Cáceres he escuchado tu última entrevista como Presidente en Canal Extremadura Radio, al menos en esta etapa maravillosa que he tenido el honor y el privilegio de vivir, y que te condujo a ser el máximo responsable de esta tierra, Extremadura, a la que me consta amamos por encima de las siglas con las que simpatizamos. He sentido algo de tristeza, pero también mucha alegría, especialmente por tus seres queridos y por algunas cosas que a partir de ahora serán diferentes, al menos en cuatro años.

Mucho hemos compartido compañero, menos de lo que nos hubiese gustado, pero sin duda mucho. Espero que una mínima parte de lo que nos espera en el presente y el futuro, y sobre todo lo suficiente para tenerte siempre en un lugar importante de mi vida y de mi corazón.

Han pasado muchas cosas en las últimas semanas, algunas tremendamente duras para ti, pero siempre has seguido siendo tú, no has perdido el norte y has seguido siendo un ejemplo para todos/as. No quiero ni contarte el ataque que ayer mismo te propinó un diputado del Partido Popular que nos mostró de manera nítida cual es su talante y cuál va a ser la práctica habitual en la casa de todos los extremeños/as a partir de ahora con la derecha crecida en el poder.

Simplemente decirte hasta luego, porque estoy convencido -y en ello dedicaré mi tiempo y pondré mis esfuerzos- de que los/as extremeños/as, Extremadura, volverán a darte la confianza en unos años y seguirás al frente del timón de esta tierra. Si no fuese así, tampoco importa.

Espero que ahora si podamos recorrer los senderos de mis Villuercas en el Otoño y poder disfrutar de ese tiempo maravilloso que desgraciadamente la política le roba a las personas.

Gracias amigo, gracias compañero y gracias Presidente por todo lo que me diste a cambio de nada.

0 comentarios :