Medidas anticrisis desde Extremadura

Resulta demasiado sencillo ser uno de esos ciudadanos a los que aún no les ha azotado de manera directa la situación económica actual e inmiscuirse en cualquiera de las tertulias improvisadas y de las comidillas que en muchos rincones de las ciudades y pueblos de este país se celebran a diario. En ocasiones estas disertaciones populares son excesivamente crueles e injustificadas contra algunas personas, sobre todo porque a veces no se dispone de toda la información o acaso existen una serie de prejuicios malintencionados que se pretenden poner sobre la mesa, con el único objetivo de dañar la imagen de estas. Me refiero sobre todo a los ataques que algunos gobernantes, como puede ser el caso del Presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, está recibiendo, especialmente por el máximo responsable del único partido en la oposición y su séquito, a los que se les ve el plumero. Se han tomado tan en serio lo de ejercer la oposición con contundencia que han perdido en mi opinión lo más elemental que es la lealtad al gobierno de la Junta de Extremadura y la confianza de muchos ciudadanos que pensaban que la nueva dirección del partido podría aportar algo a esta región, más que buenos propósitos. Me temo que este tipo de movimientos favorecen claramente al PSOE, por lo que tienen que ir pensando en cambiar de estrategia o de lo contrario se van a distanciar aún más de quien aún no les ha dado la oportunidad de gobernar en Extremadura en estos últimos 25 años.

De momento la Junta de Extremadura ha celebrado un Consejo Extraordinario que ha servido para poner en marcha una serie de medidas urgentes para contribuir a mejorar la situación de crisis en Extremadura, que tienen buena pinta y que demuestran que quien afirma que el gobierno de Vara mira para otro lado en este asunto, se equivoca de manera intencionada y partidista.

0 comentarios :