El espíritu de "Santa Marta"

Recuerdo, con cierta nostalgia , la fiesta en honor a Santa Marta, que hoy celebran o al menos deberían celebrar las personas que pertenecen al gremio de la hostelería. Digo que deberían celebrar porque es un atraso, una pena y posiblemente una pérdida de identidad, el que no se celebre como antaño este día. En los años 80, se montaba una interesante jornada de convivencia entre empresarios y trabajadores de Guadalupe, con suelta de vaquillas, comida de hermandad, partido de fútbol-sala y helados y golosinas para los niños del pueblo.

Me parece una pérdida de oportunidades el que los empresarios de una localidad turística como Guadalupe haga cada uno la guerra por su cuenta, y que hayan perdido ese espíritu que se respiraba en aquellas jornadas de hermandad y convivencia. Esto, no lo digo yo, ni me lo invento, es algo patente y que se puede demostrar de muchas maneras. Guadalupe, necesita de un tejido empresarial unido, cohesionado y con buenas ideas para el futuro, porque no olvidemos que en todo destino turístico, si no se actúa y planifica convenientemente, se produce el mismo tipo de evolución, con una curva muy característica que tiene tres momentos fundamentales: inicio, momento de culminación y regresión.

Como es algo que está más que estudiado, y aprovechando que hoy la hostelería celebra a su patrona, me gustaría que se pudiesen establecer mecanismos de corrección y nexos de unión entre el sector empresarial y las administraciones públicas. En este sentido lanzo algunas propuestas:

- Creación de un centro comercial abierto en Guadalupe, que lo financie la Junta de Extremadura, y que lo gestione una asociación o consorcio de empresas (hostelería y comercio). Eso significaría disponer de una persona subvencionada en parte (por tanto los empresarios deberían aportar una parte) que dinamizase el sector.
- Aprovechar el plan de dinamización turística de la comarca de Las Villuercas-Ibores-Jara, que sólo pasará por esta comarca una vez en la vida, para editar material promocional, creación de paquetes turísticos sostenibles y formación para empresarios.
- Creación de un patronato de turismo local, en el que además del Ayuntamiento se implicasen los empresarios. Se trataría de un foro de comunicación, diálogo y cooperación con mucho futuro.
- Establecimientos de mecanismos de control que permitiesen que existiese una relación y flujo económico, que pudiese sustentar un sistema público de tasas turísticas, en función de la demanda de servicios locales.

Son algunas propuestas, sobre las que trabajar y negociar, que pueden engrosar una enorme lista, que a buen seguro, entre todos los implicados se podría construir y poner en marcha.

0 comentarios :