La conspiración que no cesa

La que ya han definido como conspiración contra Rajoy sigue careciendo día a día, dicen que movida por Jiménez Losantos y Pedro J. Ramírez, y alguna persona más que azuza a la voz del primero y la pluma del segundo para hacer cada día más grande el agujero que parece haberse abierto en la Calle Génova. No estará muy lejos aquel que decía que había armas de destrucción masiva en Irak y llevó a nuestros compatriotas a una guerra absurda, que de vez en cuando sale a no sé qué, y parece ser cómplice de la cadena de despropósitos y de desconciertos que se viene arrastrando ya desde hace semanas.

Ayer, quien fuese defensor a ultranza de Rajoy -sólo hay que tirar de hemeroteca o de cortes de audio para constatarlo- y un estrecho colaborador, Gabriel Elorriaga, sucumbió a no sé que encantos de seducción por parte de la dirección de El Mundo y se despachó con unas opiniones bastante duras en mi opinión, sobre la persona con la que ha venido manteniendo una estrecha colaboración en los últimos tiempos, lo cual evidencia que además de conspiración, hay crisis y mucha incertidumbre sobre el futuro de este partido, en el que por cierto tengo muy buenos amigos.

Está bastante claro que quienes mandan en el PP son dos periodistas, uno de ellos a punto de que no se le renovase el contrato en la COPE, por la oposición y el rechazo a su continuidad de algunos prelados como el mismísimo Cañizares, el franciscano Carlos Amigo y el mismísimo nuncio del Papa en España. La batalla encarnizada camino de la Presidencia del PP sigue, y yo bien creo que Rajoy, al lado de algunos miembros de este partido, es un santo, o posiblemente -el tiempo lo determinará- un mártir.

Si quieres seguir esta crisis, casi al minuto, César Calderón, nos recomienda estos blogs:



0 comentarios :