Animales sin razón

|

Esta mañana, después de mi cita de los martes con Pedro Fernández y su programa en Canal Extremadura Radio, me entero de que los asesinos de ETA han asestado otro duro golpe en el país vasco, algo que por otra parte ya se estaba anunciando y que nos ha de ir mentalizando sobre una dura etapa que hemos de sufrir. La sinrazón de estos no podrá nunca con los valores de unidad y de libertad que hemos de defender a ultranza toda la sociedad democrática, porque no existe más plenitud y mayor libertad que el de poder levantarse todos los días sin tener que mirar los bajos de tu coche o estar pendiente de cualquier movimiento. El conflicto de ETA está a punto de hacer Historia y tengo el presentimiento de que ellos mismos han cavado su propia tumba al rechazar el diálogo que Zapatero les tendió, a pesar de que ha significado para él, para su partido y para muchos demócratas el renunciar a ciertas cosas, especialmente concediéndoles algunas licencias a los terroristas. Al final, la acción policial y sobre todo la unidad de los demócratas podrá con esta partida de animales sin razón.

Menos mal que el concierto de la Orquesta de Extremadura esta noche en el Auditorio de Guadalupe me ha hecho olvidarme totalmente del terrorismo y sumergirme en un lejano país donde todo ha sido más fácil. Me siento privilegiado de vivir en donde vivo y de disfrutar de muchas cosas que otra gente no puede. Desgraciadamente el concierto duró tan sólo hora y media, y la vida, tras el viaje a la época de Haydn y Mozart, sigue de modo irreversible.

Ojala que no tengamos que lamentar más víctimas de ETA.


0 comentarios :